5 señales de que tu sostén es demasiado pequeño 5 señales de que tu sostén es demasiado pequeño

5 señales de que tu sostén es demasiado pequeño

Un bra más pequeño incluso te podría provocar dolores de espalda.

Utilizar sostenes pequeños pueden afectar a la salud, desde ocasionarnos urticaria hasta incluso provocarnos acidez estomacal. Es importante que aprendas a reconocer estos signos antes de que afecten tu cuerpo.

Dicho lo anterior, te tenemos las 5 señales que indican que ha llegado el momento de comprar nuevos sostenes.

Piel está irritada o marcada
Un sostén apretado puede causar una serie de problemas en la piel, como foliculitis, dermatitis, sarpullido por calor y hasta urticaria.

"Cuando la ropa ajustada roza la piel, puede causar sudoración excesiva, así como irritación e inflamación de los folículos pilosos", dice Heather Downes, MD, dermatóloga certificada por la junta y fundadora de Lake Forest Dermatology.

"No solo eso, las bacterias y / o los hongos en la superficie de la piel pueden penetrar más fácilmente en estos folículos pilosos y causar una infección”, mencionó.

Lo estás ajustando constantemente
Es posible que se encuentre ajustando constantemente las correas o la banda a medida que el sostén cambia con su movimiento.

Has desarrollado reflujo y acidez estomacal
“La ropa ajustada, como Spanx, en el abdomen puede aumentar la presión intraabdominal hasta el punto de que uno puede experimentar reflujo ácido por el ácido que se empuja desde el estómago hacia la parte inferior del esófago”, dice Downes.

La piel comienza a salirse por los lados
A veces, un sostén parece encajar bien en el vestidor, pero a medida que te mueves a lo largo del día, tus senos comienzan a salirse de las copas en la parte delantera o en los lados.

“Las copas que son demasiado pequeñas pueden ser dolorosas de usar, especialmente si tienen aros”, dice Robynne Winchester, propietaria de la cadena de lencería Revelation in Fit del Área de la Bahía.

Tus senos que no encajan bien en las copas o el aro que se asienta sobre el seno mismo también pueden ser signos de que tu sostén es demasiado pequeño.

Dolor en la parte superior del cuerpo
"El problema más común de ajuste del sostén es una copa demasiado pequeña y una banda demasiado suelta", dice Winchester. "Esto da como resultado un sostén que no brinda apoyo, es incómodo y genera problemas como dolor de hombros y espalda".

Winchester dice que las personas a menudo compensan las bandas demasiado sueltas apretando demasiado las correas, lo que ejerce presión sobre los hombros y a su vez cansancio y dolor.

Noticias Relacionadas

TE PUEDE INTERESAR

MÁS NOTICIAS

MÁS NOTICIAS