La moda lenta apoya al respeto de los trabajadores. La moda lenta apoya al respeto de los trabajadores.

¿Qué es 'Slow Fashion' y cómo me beneficia?

Se trata de un movimiento en el que la ética, el buen trato humano y la calidad entran en escena.

El ‘slow fashion’ o moda lenta, por su traducción al español, describe el proceso de fabricación de ropa de una manera responsable y ética, teniendo en cuenta tanto a los trabajadores como al medio ambiente. Garantiza que los trabajadores reciban salarios justos y se les proporcione un entorno de trabajo seguro. Los métodos de fabricación éticos son más costosos, lo que resulta en ropa más cara. Sin embargo, están hechos de materiales de mejor calidad que son más duraderos.

La ‘fast fashion’ o moda rápida, puede ser más barata pero ¿cuánto durará realmente la camiseta?, al final de cuentas terminas gastando más debido a que sus telas suelen deteriorarse o romperse al poco tiempo. El bajo costo de la moda rápida está impulsando a los consumidores a comprar más de lo necesario, cayendo así en un ciclo de consumismo que sólo terminará por quitarte tu dinero y tiempo.

Por otro lado, con la ‘slow fashion’ podrías gastar un poco más pero puedes quedarte con la certeza de que estas adquiriendo calidad, una prenda que te podría durar varios años antes de que aparezca un agujero. Además tienes la satisfacción de saber que viene de un proceso responsable con el medio ambiente y el trato humano.

El movimiento 'slow fashion' pretende funcionar como un lente a través del cual logremos hacer una comparación de los impactos ambientales que ocasionan otros sistemas de producción, adoptándolo como una solución asequible desde nuestro estilo de vida.

¿Cómo adoptar el 'slow fashion' como un estilo de vida?
1. Elige marcas que implementen métodos ecológicos y éticos de producción, las cuales utilicen materiales sustentables.
2. Investiga si la marca que sueles comprar respete los derechos de sus empleados y productores, a través de salarios y condiciones de trabajo justas.
3. Procura adquirir prendas de calidad y atemporales a las que puedas darles un largo tiempo de vida. Te evitará desechar prendas cada temporada y esto beneficiará a tu bolsillo.
4. Apúntate al upcycling renovando y reparando tus prendas para seguirlas utilizando.
5. Opta por prendas artesanales.
6. Olvídate de la moda producida en cantidades industriales y elige aquella que se encuentra hecha a mano.
7. Evita comprar compulsivamente, medita bien tus compras basándote en la funcionalidad y durabilidad.

Noticias Relacionadas

TE PUEDE INTERESAR

MÁS NOTICIAS

MÁS NOTICIAS